Miedo a ser uno mismo

Hoy quiero escribir sobre esas personas (yo me incluyo) que siempre tienen un escudo puesto, por lo que pueda pasar. Esas personas que tienen miedo a ser ellas mismas por lo que la gente pueda pensar o decir.

Éste escudo sirve, entre otras cosas, para esconder la incomodidad ante situaciones como por ejemplo, en las que creemos que no tenemos nada que aportar. Pero nos convierte en personas poco sociables. O sociablemente selectivas.


Para poder quitarnos el miedo y ser más sociables… Hay ejercicios que funcionan de maravilla.
Pero primero tienes que tener bien claro que no a todo el mundo le gustarás (tampoco lo hacías con el escudo).
Mucha gente cree que esto sólo le ocurre a las personas tímidas, pero no es así. Todos podemos sentirnos alguna vez fuera de lugar o tener miedo del qué dirán.

  1. No te obsesiones con lo que haces o dices. Di las cosas que piensas, sin filtros pero con cuidado. Siéntete seguro y bien con lo que has dicho.
  2. No eres el centro del universo. No toda la gente que te rodea te observa minuciosamente. Y si fallas no se van a burlar de ti, se reirán contigo.
  3. No te tomes las críticas en plan destructivo. Las personas nos critican constructivamente (al menos la gran mayoría) para que podamos mejorar en el ámbito que sea. Si tú mismo no conviertes esas críticas en algo positivo, nadie lo hará. Haz una lista con las críticas que has recibido y como harás para solucionarlo y estar orgulloso de ti.
  4. Eres único. Confía en ti. Piensa en las cosas que a la gente que te conoce le gustan de ti. Por ejemplo (en mi caso), mi peculiar sentido del humor o lo sarcástica que soy la mayor parte del día. Escribe una lista (si, otra) con tus cualidades, cosas que te hacen destacar, ser único.
  5. Sé accesible. Tienen que ser los demás los que quieran hablar contigo, los que se sientan cómodos a tu lado y es lo que tú debes trabajar. No puedes ir seleccionando a las personas con las que quieres hablar. Puedes elegir con quien tener una amistad (siempre que la otra persona quiera, claro) pero no eliges quien se acerca y quién no. ¡Dale una oportunidad a la gente!
  6. No tengas miedo. Vas a cometer errores, todos lo hacemos. Puedes corregirlos. Rectificar.
  7. Di más veces “sí” y aprende a convivir con lo que no puedas cambiar.
  8. Sentido del ridículo. No lo tengas. Ve a un karaoke con tus amigos, déjate llevar por tu canción favorita. Si tus amigos se ponen a cantar en medio de la calle: ¡únete!
  9. Vergüenza de decir lo que sientes. Díselo. Dile a tus amigos que les quieres. Son tu segunda familia. Ábrete a ellos. Empieza por explicar más cosas sobre ti.
  10. Sé parte de la conversación. No estés en el fondo mirando y haciendo “si” con la cabeza. ¡Habla! Comparte tu opinión, exprésate.

Verás que poco a poco empiezas a quitarte el escudo, la vergüenza, el miedo.
Te sentirás mucho mejor cuando la gente esté contigo por ser tú mismo y no alguien que se amolda a como son ellos.

No tengas miedo a lo que la gente piense o diga de ti. Ellos están muy ocupados pensando en lo que la gente piensa de ellos. Es un bucle infinito.

BeYourself

Sé tú mismo. Los demás están cogidos.

– Oscar Wilde.

Un abrazo!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s